Síguenos en las redes sociales

  • Twitter
  • Facebook
  • Instagram
  • YouTube

Visitas al diario

© 2020 El Latino. www.ellatino.se

La Unión Europea contra comercio ilegal de mascotas

El comercio ilegal de mascotas es una triste realidad en Europa. Ahora los eurodiputados quieren medidas para proteger mejor a los animales y castigar a los infractores.



Muchas mascotas se comercializan ilegalmente en la toda la Unión Europea. Alemania, Francia, Suecia, Noruega y Finlandia son los países que más perros importan y muchas personas no saben que han entrado en un comercio ilegal de mascotas, que suponen una fuente rentable de ingresos para redes criminales. Para acabar con este comercio ilegal se va a establecer un plan de acción en toda la Unión Europea.


Habrán sanciones más estrictas y un sistema de registro obligatorio, en una resolución adoptada por la Comisión de Medio Ambiente y Salud Pública, el pasado 21 de enero de este año.


Los perros y los gatos son los animales de compañía más populares en la UE, y muchos los consideran parte de sus familias. La mayoría de los europeos se preocupan por el bienestar de sus mascotas, el 74 por ciento piensa que los animales domésticos deberían estar mejor protegidos.



El comercio ilegal de mascotas lleva aparejado en muchas ocasiones el maltrato animal. Se separa a los cachoros de sus madres demasiado pronto, se les somete a menudo a viajes muy largos, en malas condiciones, sin comida ni agua.


También puede entrañar riesgos para la salud pública, ya que las mascotas criadas ilegalmente a menudo no están vacunadas y pueden transmitir rabia, parásitos y enfermedades infecciosas a los humanos y al ganado. Los eurodiputados ahora piden a la Comisión que presente una propuesta para un sistema obligatorio en toda la Unión Europea para la identificación y registro de gatos y perros, más controles y sanciones más severas contra quienes suministran pasaportes falsos para mascotas. Quieren nuevas normas de cría en toda la UE para mascotas e instan a los países a establecer registros de criadores y vendedores autorizados.



Recientemente, en un criadero ilegal en España la policía liberó a más de 200 perros que eran maltratados y torturados. Para que no ladraran y fueran descubiertos por otras personas, les cortaban las glándulas bucales.