Síguenos en las redes sociales

  • Twitter
  • Facebook
  • Instagram
  • YouTube

Visitas al diario

© 2020 El Latino. www.ellatino.se

La extrema derecha pierde terreno en Italia

El líder de la extrema derecha italiana, Matteo Salvini y su Partido de la Liga, no pudo ganarle a la izquierda, en una elección clave en el norte de Italia. La votación fue un intento de Salvini, quien lideraba las encuestas de opinión la semana pasada, para obligar al gobierno a colapsar y ganar el poder absoluto.


Stefano Bonaccini, del Partido Demócrata de centroizquierda ganó con el 51,4 por ciento de los votos en Emilia-Romaña, mientras que la candidata de la Liga, Lucia Borgonzoni obtuvo el 43,6 por ciento. La decisiva elección había sido vista como una prueba del gobierno de coalición nacional, formado por miembros del PD y el populista Movimiento Cinco Estrellas.

Dos veces en seis meses, Matteo Salvini ha esperado derrocar al gobierno con escaramuzas políticas. Primero, renunció a la coalición el verano pasado, suponiendo que provocaría nuevas elecciones. Luego lo invirtió todo para derrotar a la izquierda en las elecciones regionales de Emilia Romagna, el bastión de la izquierda. Matteo Salvini esperaba que fuera Emilia primero e Italia después.

En los comicios de representantes en el norte de Italia participaron tres millones y medio de votantes. Se llevaron a cabo cuando Italia ha visto el rápido aumento de un grupo conocido como Las Sardinas, un movimiento antinacionalista nacido en la ciudad de Bolonia y que ahora se manifiesta en todo el país.


Sin embargo, los analistas políticos piensan que el punto de apoyo de los electores italianos se está moviendo claramente hacia la derecha. Tienen mayoría en Calabria, Umbría y plantearon un serio desafío en Emilia-Romaña. Pero están chocando con un mar de sardinas, el movimiento que lleva un claro mensaje: promover los derechos humanos y el respeto por los emigrantes. Al mismo tiempo quieren detener a toda costa el poder de una extrema derecha nacionalista, con abierto desprecio por los extranjeros.

Salvini ha desafiado en todos los tonos al movimiento Las Sardinas. “Prefiero los gatos a las sardinas, porque se las comen cuando tienen hambre”, escribió el político más controvertido de Italia. Matteo Salvini, indudablemente, ha ganado popularidad, pero algo está burbujeando en las plazas de Italia. Y Las Sardinas, podrían cambiar los peligrosos vientos políticos que soplan en la península de Italia